Test de levodopa

Test de Levodopa (L-DOPA)

El test de levodopa es un examen clínico que se basa en el suministro de medicamentos dopaminérgicos para evaluar la respuesta que tienen a los mismos aquellos pacientes que presentan problemas motores. Por esta razón, podemos señalar que forma parte de los estudios de diagnóstico que se utilizan para evaluar la posibilidad de parálisis supranuclear progresiva (PSP).

La levodopa (L-DOPA, L-3,4 dihidroxifenilalanina) es un precursor de la dopamina y es conocida por ser el medicamento más efectivo en el tratamiento de la enfermedad de Parkinson.

La dopamina, por su parte, es un neurotransmisor que cumple un papel fundamental en el funcionamiento del sistema nervioso central de cualquier persona sana. Pero en el caso del paciente parkinsoniano existe un déficit de dopamina debido a la muerte de algunas neuronas dopaminérgicas por lo que es necesaria su sustitución mediante la levodopa con el fin de aliviar los síntomas motores de la persona.

¿Para qué se realiza el test?

El test lo lleva a cabo un neurólogo especializado en el área de movimientos anormales y puede realizarse con las siguientes finalidades:

1) para la caracterización de los aspectos motores (latencia y duración de efecto, magnitud de respuesta total y de diferentes signos motores y desarrollo de disquinesias) de los pacientes con enfermedad de Parkinson y para el evaluar el grado de su severidad.

2) como parte del protocolo de selección de los pacientes con enfermedad de Parkinson que podrían ser candidatos a cirugía.

3) para evaluar la respuesta a la levodopa por parte de los pacientes con parkinsonismo de reciente comienzo y etiología incierta.

En nuestro caso, mi madre realizó el test de levodopa cuando aún buscábamos un diagnóstico para todos los síntomas que ella presentaba, tanto motores como no motores. Este fue uno de los primeros estudios que tuvo que hacer una vez que fue derivada al área de movimientos anormales del instituto neurológico.

Estimo, retrospectivamente, que la finalidad del test era evaluar su respuesta a la levodopa en tanto paciente con parkinsonismo de reciente comienzo. Ahora bien, eso no es más que una estimación propia en base a los hechos y el paso del tiempo. En su momento, nada se nos dijo sobre si ella ya era considerada una paciente parkinsoniana.

Por otro lado, debemos añadir que en diversos artículos científicos es posible leer que, por lo general, los enfermos de PSP suelen tener una baja respuesta a la levodopa. Esto ayuda en el diagnóstico diferencial de la parálisis supranuclear progresiva respecto a la enfermedad de Parkinson, en la que la respuesta a la levodopa suele ser más alta.

 

¿En qué consiste el test de levodopa?

El test consiste en la ingesta de dos medicamentos diferentes por parte del paciente. El primero de ellos corresponde a una etapa de premedicación que comienza dos días antes al test de levodopa propiamente dicho. En esa oportunidad quien va a realizar el test debe ingerir por vía oral domperidona: 60mg diarios cada 8 horas (antes del desayuno, del almuerzo y de la cena). Asimismo, debe suspender la noche anterior al examen toda medicación antiparkinsoniana que pudiera estar tomando.

El segundo de los medicamentos es la levodopa y se ingiere en el momento de realizarse el test. Para ello el paciente debe presentarse con 8 horas de ayunas y el neurólogo debe administrarle en una única toma 250mg de levodopa por vía oral.

Para evaluar la respuesta del paciente a la medicación, se utiliza una escala de disquinesias y la escala MDS-UPDRS-III (exploración motora) tanto en el momento previo a la primera aplicación (basal) como luego de la misma, a intervalos regulares de 10, 15, 30, 45, 60, 90, 120, 150, 180, 210 minutos y más, según la respuesta clínica. Se estima una duración de 1 a 3 horas para la realización del estudio.

Por lo general, se considera que el test de levodopa es positivo cuando la puntuación en la escala MDS-UPDRS-III mejora en al menos un 30% respecto del valor basal de la misma.

No obstante, es importante aclarar que “no hay acuerdo en cuanto a qué dosis de levodopa utilizar, cuál debe ser el punto de corte para definir la prueba como positiva, ni cómo evaluar el estado motor. Algunos autores consideran el test positivo cuando se produce una mejoría en la UPDRS-III superior al 20%, otros cuando mejora más del 15% en el tapping o en el tiempo empleado en caminar una distancia determinada, de 6 a 20 metros” (Grupo Andaluz de Trastornos del Movimiento, Sociedad Andaluza de Neurología, p.32).

En el caso de mi mamá no sé cuál fue su resultado en el test de levodopa ya que nunca me entregaron el informe. Sin embargo, recuerdo que ese día fuimos mentalizados a que pasaríamos como mínimo tres horas en el instituto neurológico, pero para nuestra sorpresa estuvimos poco tiempo. No puedo recordar muchos detalles de ese día, aunque sí el hecho de que a simple vista el medicamento no parecía haber modificado los síntomas motores de mi madre. Supongo que por esa razón el estudio duró menos tiempo.

Como hemos expresado más arriba, el hecho de una baja respuesta a la levodopa parece ser algo común en el enfermo de PSP. Es posible, entonces, que esto también ayudara a determinar el diagnóstico final de mi madre.

 

Sobre la escala MDS-UPDRS

Antes de finalizar esta entrada del blog, quisiera contarte que hace unos días atrás, cuando buscaba información sobre el test de levodopa, descubrí la existencia de algo llamado “escala MDS-UPDRS”.

Sabía que MDS hacía alusión a la Sociedad Internacional de Parkinson y Trastornos del Movimiento -por sus siglas en inglés (International Parkinson and Movement Disorder Society) pero era la primera vez que leía UPDRS.

Al investigar un poco, aprendí que desde 1984 existe la escala unificada de la enfermedad de Parkinson o UPDRS -por sus siglas en inglés (Unified Parkinson´s disease rating scale)-, la cual constituye un sistema de clasificación diseñado para realizar un seguimiento, a lo largo del tiempo, del curso de la enfermedad de Parkinson.

Ahora bien, al profundizar un poco más en mi búsqueda encontré que, actualmente, se hace referencia a la escala unificada de la enfermedad de Parkinson modificada por la MDS (MDS-UPDRS), que vendría a ser una versión mejorada de la anterior escala (Rodríguez-Violante y Cervantes-Arriaga, 2014).

Llegados a este punto, para no hacer tan extenso este posteo, sólo quisiera añadir que para la realización del test de levodopa se utiliza la parte III de la escala MDS-UPDRS, que se focaliza en la exploración motora del paciente.

A continuación, puedes leer cuáles son los ítems de la escala que se evalúan con el test de levodopa:

MDS-UPDRS Parte III

Para finalizar, si te interesa conocer las otras partes que componen la escala MDS-UPDRS, te comparto el link al documento oficial, en español, de laSociedad Internacional de Parkinson y Trastornos del Movimiento: Escala MDS-UPDRS

 

Referencias:

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s